Ruta - Un paisaje de frontera

El caminante disfrutará en esta ruta de una combinación de paisajes propios de la franja fronteriza del Andévalo. El relieve serrano de encinas , eucaliptos y matorral se funde con el paisaje más llano de ribera que nos deja a su paso el río Guadiana, proporcionando a nuestro recorrido unas privilegiadas vistas de este cauce internacional. Gran parte de nuestra ruta transcurre por el GR 114- Camino Natural del Guadiana, lo que lo hace muy accesible a senderistas y aficionados a la BTT, fundamentalmente.

Se inicia nuestra ruta en el bonito y plácido pueblo de Sanlúcar de Guadiana, el único núcleo urbano andevaleño que se ubica a los pies del río. Un paseo por sus calles, un “salto” en barca a su vecino luso Alcoutim o una visita al Castillo de San Marcos se convierten en una antesala perfecta para comenzar el camino. El primer tramo se convierte en el más duro de nuestro recorrido pues tendremos que salvar unos desniveles importantes, ascendiendo hasta uno de los puntos más altos de nuestra etapa. Todo este tramo inicial lo realizaremos por la carretera H-4401 lo cual facilitará nuestro recorrido andando y en BTT, sin embargo tendremos que extremar las precauciones al transitar por esta vía asfaltada sin arcén, aunque bien es cierto que no soporta excesivo tráfico. Durante este tramo inicial merece la pena resaltar las bonitas panorámicas que obtenemos de Sanlúcar, el Castillo, el río, la dehesa andevaleña, etc. desde las cotas más altas, y el río Rivera Grande, en el que tenemos un área de descanso.

Llegados al p.k. 4.06, giramos a la derecha para adentrarnos en un camino de zahorra que nos conducirá durante el resto de la ruta. A partir de este cruce nuestro itinerario será coincidente en casi todos sus tramos con el sendero de GR 141 “Camino Natural del Guadiana”. Indicar que hasta este punto, existe un sendero alternativo desde Sanlúcar de Guadiana.

Proseguimos nuestro camino perfectamente señalizado, rodeado de encinas dispersas sobre un monte bajo que nos enseña vistas preciosas del Guadiana. Nuestro trazado aproximadamente durante 3 km. se desviará a la derecha para enseñarnos las huertas y pastos de la zona más ribereña. Renganchamos con el GR , pasamos las casitas asentadas en la zona conocida como Puerto Carbón y llegamos al área de descanso Los Romeranos, a la entrada de una zona donde se concentran casas diseminadas que en su día llegó a ser una pequeña población estable.

A partir de aquí tomaremos dirección a San Silvestre alejándose nuestro camino poco a poco del río, que va haciéndose más llano. Este último trayecto tendrá un paisaje más uniforme, propio de la sierra andevaleña en la que encinas, jaras y acebuches dominan la vegetación que nos rodea. Así, a 1,5 km. de nuestro destino llegaremos al merendero y área de descanso Pilar de la Huerta, en él podremos recuperar fuerzas antes de proseguir, encontrando un antiguo abrevadero recientemente rehabilitado, el Pilar de la Huerta, en el que los viajeros daban de beber a sus animales.

Finaliza nuestro recorrido en San Silvestre de Guzmán, tras contemplar el Molino de Viento Tía Juana Correa al entrar en la población y tras pasear por la Plaza de España, principal espacio público de la localidad cuyo trazo sigue el modelo típico de plaza del siglo XVIII y en la que se ubica la Iglesia Parroquial.

 

Hitos de interés:
•    Alcoutim, pueblo portugués
•    Espacios Naturales: río Guadiana (Lugar de Interés Comunitario), Rivera Grande, Dehesas Andévalo Occidental (LIC)
•    Áreas de descanso: Rivera Grande,  Los Romeranos y Pilar de la Huerta
•    Los Romeranos, antigua población rural (Sitio de Interés Etnográfico)
•    Merendero Pilar de la Huerta (Área recreativa)
•    Pilar de la Huerta (Fuente)
•    Sanlúcar de Guadiana: Castillo de San Marcos, Iglesia, playa fluvial, embarcadero y puerto deportivo, Molino de Viento
•    San Silvestre de Guzmán: Plaza de España e Iglesia, Molinos de Viento

  

Rutas y Actividades

  • Ruta - Divisando el mar

    Divisando el mar nos muestra la transformación del paisaje de dos comarcas que aunque contiguas reflejan dos paisajes y realidades socioeconómicas diferentes. A medida que avanza el caminante percibirá cómo nos acercamos al mar. Se trata de una etapa que a pesar de su longitud se caracteriza por su baja dificultad, discurriendo por caminos anchos con apenas desnivel y con firme uniforme. Tal como ocurre con la ruta 18, buena parte de nuestro recorrido transcurre por el GR 114- Camino Natural del Guadiana, lo que lo hace muy accesible a senderistas, aficionados a la BTT y a la práctica ecuestre.
  • Ruta - Un paisaje de frontera

    El caminante disfrutará en esta ruta de una combinación de paisajes propios de la franja fronteriza del Andévalo. El relieve serrano de encinas , eucaliptos y matorral se funde con el paisaje más llano de ribera que nos deja a su paso el río Guadiana, proporcionando a nuestro recorrido unas privilegiadas vistas de este cauce internacional. Gran parte de nuestra ruta transcurre por el GR 114- Camino Natural del Guadiana, lo que lo hace muy accesible a senderistas y aficionados a la BTT, fundamentalmente.